Se encuentra usted aquí

Inicio

Compactación dinámica

La compactación dinámica tiene como fin mejorar las propiedades mecánicas del suelo mediante el efecto de impactos de alta energía causados por la caída de pesos de 10 a 35 t (comúnmente). Esta técnica fue inventada y desarrollada por Louis Menard a finales de los años 60. Desde entonces, la compañía Menard ha llevado a cabo con ella cientos de proyectos alrededor del mundo, como estructuras portuarias, aeroportuarias, industriales, almacenamiento pesado, edificación, etc.
 

Aplicaciones y ventajas

• Tratamiento para naves industriales, plataformas portuarias y aeroportuarias, terraplenes y obras civiles

• Particularmente apto para terrenos de composición variable o rellenos heterogéneos inertes con contenido importante de bloques

• Tratamiento de grandes superficies debido a los altos rendimientos de ejecución

• Particularmente apto para tratar los suelos con riesgo de licuación

 

 

Técnicas

Menard propone soluciones económicas de mejoramiento de suelos que pueden ser opciones atractivas en comparación con las cimentaciones profundas con pilas. Dependiendo de las condiciones de los suelos y de los criterios de mejoramiento a alcanzar, Menard selecciona el método más adecuado.